Carrillada ibérica estofada

La carrillada es exactamente el pellizco que se le quedó a tu tía entre los dedos cuando recordaba cómo te parecías a tu padre pero con la nariz de tu madre. Nunca veías a tu tía pero te daba dinero por amor y te parecía suficiente, a ella tus modales no, porque eras niña revoltosa y “cerdesca”; entonces tú y tu carrillada adormecida asentíais delante de la mesa. En esa misma mesa, aquel estofado de cerdo se te pegaba entre los dientes y las patatas eran rubias y brillaban ardiendo. Tu tía las hacía en dados, a ti te parecía muy educado todo. Aquella era la época brillante en la que también te comías los calcetines y todo el universo olía a lápiz. Voooooolver con la carrillada marchitaaaaa.

La carrillada ibérica es un tipo de carne cuyo uso se ha extendido bastante en los últimos años. Nosotros solíamos cocinarlas con la misma receta que utilizamos para hacer el rabo de toro, pero Pedro nos enseñó esta versión en la que se utiliza vino tinto en lugar de dulce en su elaboración. Nos contó que es el plato estrella de su bar, el más solicitado. No nos extraña nada, está buenísimo.
www.colandcol.com/blog

Ingredientes

 –
1 k de carrillada ibérica de cerdo
Sal
Pimienta blanca molida
2 puerros
4 zanahorias
1 pimiento rojo
2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
4 hojas de laurel
200 ml de un buen vino tinto
www.colandcol.com/blog

Elaboración

1.  Limpiar 1 k de carrillada ibérica y salpimentar. Dejar enteras si son pequeñas o trocear a la mitad si son más grandes.
2. Cortar las verduras en trozos de similar tamaño: 2 puerros, 4 zanahorias y 1 pimiento rojo. Añadir 2 cucharadas de aceite de oliva a una cacerola amplia y, una vez caliente, saltear las verduras con 4 hojas de laurel durante unos 5 minutos.
3. Incorporar la carrillada ibérica y mezclar bien con las verduras. Tapar y dejar que la carne suelte todo el agua, incorporar entonces un vaso de vino tinto (unos 200 ml) y dejar cocer a fuego lento hasta que la carne esté tierna. A mitad de cocción destapar para que la salsa vaya reduciendo. Retirar las hojas de laurel y servir acompañadas de patatas fritas o arroz blanco.
www.colancol.com/blog
 www.colandcol.com/blog

Consejos

– Puedes pasar la salsa si lo deseas por el pasapuré para que no se aprecien los trozos de verduras y quede uniforme. Es cuestión de gustos (nosotros lo dejamos sin pasar).
– Rectifica el aceite si lo crees necesario, aunque la carrillada también aportará su propia grasa a la cocción. Es normal que la salsa tarde en reducir por la cantidad de agua que suelta este tipo de carne.
www.colandcol.com/blog
www.colandcol.com/blog

Leave A Comment

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.