Tarta de fruta fresca y crema pastelera a la vainilla

El huevo, la leche, la harina, la canela son en sí; pero en su íntima dialéctica, en su lucha de opuestos y su conflicto inevitable por ser entre los demás, engendran el nuevo concepto fenomenológico de la crema pastelera. Existe el cambio sí, pero cada elemento permanece con su identidad de huevo, de harina, de leche, aunque el conjunto haya cambiado. ¿Qué es si no el idealismo? ¡Viva el idealismo absoluto y repostero, viva Hegel!

Esta es la última de las recetas que nos preparó nuestro invitado Marco Vulpiani, además de la deliciosa Torta della nonna y la Tarta merengada. Con Marco aprendimos que a partir de dos preparaciones básicas como la pasta frola y la crema pastelera se pueden improvisar multitud de postres diferentes. En este caso las acompañamos con frutas de temporada. Anímate a dialogar, ponte idealista, ponte fenomenóloga perdida.

Ingredientes

Para la crema pastelera

4 yemas de huevo
100 gr. de azúcar
40 gr. de harina
400 ml. de leche
2 vainas de vainilla

Para la pasta frola

300 gr. de harina
150 gr. de azúcar
120 gr. de mantequilla
1 huevo entero + 1 yema
Ralladura de limón
Sal

Fruta de temporada
Canela molida

Elaboración

Crema pastelera

1. Cortar 2 vainas de vainilla a lo largo y con la ayuda de un cuchillo extraer, reservando, las semillas de su interior. Verter 400 ml. de leche en un cazo mediano, calentar a fuego suave e incorporar las dos vainas de vainilla junto con las semillas.

2. En un recipiente amplio, batir 4 yemas con 100 gr. de azúcar hasta obtener una mezcla esponjosa y homogénea; agregar 40 gr. de harina tamizada y seguir removiendo. Comprobar que la leche esté caliente pero no hirviendo y verter la mezcla. Seguir cocinando y remover continuamente y con regularidad siempre hacia el mismo lado hasta que espese (unos diez minutos).

3. Una vez alcanzada la densidad deseada dejar enfriar a temperatura ambiente. Pasar a un táper, envolver con film transparente y reservar en la nevera.

Pasta frola

4. Tamizar 300 gr. de harina sobre una superficie para amasar. Cortar 120 gr. mantequilla en cubitos no demasiado grandes y mezclar con la harina hasta obtener una masa. Agregar 150 gr. de azúcar -preferiblemente azúcar glas- y formar un pequeño volcán.

5. Agregar 1 huevo entero, una yema, un poco de ralladura de limón y una pizca de sal. Amasar y, si necesario, añadir harina hasta obtener una masa sólida y moldeable pero no demasiado blanda. Envolver la masa en film transparente y dejarla reposar en la nevera durante media hora. A continuación, colocar la masa entre dos trozos de papel film y estirar con un rodillo.

6. Precalentar el horno a 180 grados. Crear unos círculos de pasta frola del tamaño deseado y llevar al horno hasta que se doren y obtengan el color deseado. Sacar y dejar enfriar. Pelar y cortar las frutas según la forma deseada (mirad las fotos para ver cómo lo hizo Marco y seguro que os dan una idea).
colandcol

Montaje

7. Verter con una manga la crema pastelera sobre uno de los discos de pasta frola. Disponer la fruta por encima, añadir un toque de canela molida (opcional) y servir.

Consejos

– Las cantidades de la receta dan para hacer al menos dos discos de pasta frola con suficiente crema pastelera por encima. También puedes utilizar la mitad de la masa y la crema para hacer alguno de los otros dos postres de Marco, la Torta della nonna o la Tarta merengada.

Leave A Comment

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.